Home Culturizando Que triste, se lo devolvieron sin vida

Que triste, se lo devolvieron sin vida

by Culturizando

Unos padres venezolanos identificados como Krisle Colmenares y Manuel Meza, denuncian mediante las redes el fallecimiento de su hijo de dos años, a quien llamaban Kristopher Emmanuel Meza Colmenarez, supuestamente por una mala práctica médica en un hospital de Santiago de Chile.

Rompe el corazón el video que tenemos aquí de la madre contando la historia y llorando desconsoladamente.

Los padres llevaron a su hijo al Hospital San Borja para que lo atendieran por una cortada en el dedo meñique de su mano derecha que le atrofió un tendón.

Así comenzó el calvario para la familia Meza Colmenárez. “Primero no le querían dar atención porque el niño no tenía el documento de identificación llamado RUT, después fuimos a Fonasa y se le dieron el documento.

El 22 de diciembre volvimos al hospital, le hicieron la prueba COVID, ese mismo día me llamaron me dijeron que estuviera al otro día bien temprano, a las 7:00 am”, según el medio «Es Re Viral».

“El pequeño fue ingresado a las 7:00 am, luego lo llevaron a un pabellón como a las 9:30am, y aproximadamente a las 10:30am, sale el traumatólogo diciendo que la operación fue un éxito, que estaba esperando solamente a que despertara”.

Más tarde, el médico le indica a la madre que el niño no despertaba y debían realizarle otros estudios más profundo para ver que sucedía.

Cuando salió el anestesiólogo dijo que no despierta. Movió los brazos, los pies pero no los ojos. «No sé qué pasó, yo hice todo correctamente», dijo. Luego le preguntaron si había pasado de anestesia y lo negó pero él estaba muy nervioso y temblando. «Le insistí en que si había cometido algo mal y contestaba que no”.

El 24 de diciembre el niño presentaba un edema cerebral, por lo que fue recluido en terapia intensiva y el 4 de enero le informaron que el niño tenía MU3TE cerebral.

A sólo un día del diagnóstico, el 5 de enero, Krisle recibe una llamada del hospital para decirle que el corazón de su hijo estaban dejando de palpitar. “A mi hijo ese día lo dejaron M0RIR”.

Las autoridades correspondientes y colocaron la denuncia, pues presumen que el fallecimiento de su hijo fue presuntamente por una negligencia médica.

La Fiscalía no les ha dado un reporte todavía sobre una investigación del caso y, aunque saben que su pequeño y primer hijo no volverá a la vida, piden que si hay algún responsable en los hechos, responda por lo sucedido.

Esta pareja de jóvenes venezolanos emigró hace tres años desde su natal estado Yaracuy hacia Perú, y luego, al cabo de un año, nació el pequeño Kristopher.

Luego se fueron a vivir a Santiago de Chile con la visión de tener un mejor futuro, sin imaginar que en ese nuevo lugar se encontrarían con la tragedia de perder a su hijo.

You may also like