Pareja de ancianos no quería ser una carga.

Los cuerpos sin aliento de los ancianos José Aedo, de 94 años, y de su esposa, Blanca Sáez, de 86, fueron descubiertos en las últimas horas de este lunes por una nieta en el domicilio de ambos, situado en el municipio de El Bosque, en el área sur de la capital chilena.

En el lugar se encontró una carta en la que los esposos, que llevaban 62 años de matrimonio, explicaban que habían decidido hacerlo porque estaban cansados de vivir y de depender económicamente de su familia, compuesta por cuatro hijos y siete nietos.

La Fiscalía chilena y la Policía investigan las circunstancias en que el anciano de 94 años impacto a su esposa de 86 y luego se impacto el con la misma herramienta, según informa el diario El Milenio. El objeto estaba legalmente inscrita a nombre de la esposa, dijo a los periodistas el comisario Eduardo Aros, de la Policía de Investigaciones (PDI).

De acuerdo con los vecinos y los propios familiares, no existen antecedentes familiar entre ambos y llevaban una vida tranquila y en armonía. Hace unos días habían acudido juntos a una consulta médica.

Catherine Aedo, nieta de la pareja de ancianos publicó un emotivo mensaje en su perfil de Facebook para mostrar su tristeza por el hecho: «Estoy odiando la vida porque me los arrebató, pues ustedes eran mi ejemplo de vida, mis segundos papás con quien crecí y me crié al lado», escribió Catherine en su perfil.

Aedo agregó que no entiende «por qué tomaron esta decisión, por qué nos quisieron dejar si acá nunca los abandonamos. Esta pena de mier… que nunca se va a quitar, quiero borrar la imagen de verlos ahí, ya no estando con nosotros. Denme fuerza, por favor, denme fuerzas para seguir porque mi vida sin ustedes no sé cómo vivirla», concluyó.

Loading Facebook Comments ...