A su hijo en la cama

Culturizando

Lamentablemente otro caso sacude al estado de Minnesota en Los Estados Unidos, en donde una joven madre fue arrestada por quitarle la vida a su hijo de dos meses de nacido de una manera atroz, en un hecho sucedido en la ciudad de Minneapolis.

La joven fue identificada como Addison Perdew, de 23 años y fue arrestada después de que la policía llegara a su casa en el vecindario de Seward y la policía encontrara a un niño de 2 meses sin vida y completamente lleno de G0LPES por todas partes.

Una llamada de emergencia originalmente llegó informando que un bebé fue “ASESIN4D0 a porrazos” dentro de un apartamento.

Al llegar al lugar, la policía encontró a la joven madre adentro, de rodillas, vomitando, llorando y diciendo que se había tomado un frasco entero de pastillas.

Los oficiales preguntaron dónde estaba su hijo y ella señaló la parte posterior de la cama, según la denuncia. En una cama, una pequeña pierna sobresalía de debajo de una sábana.

Las autoridades encontraron a un bebé desnudo, con S4NGRE seca alrededor de la nariz y la boca, hematomas en brazos, piernas, torso y cabeza. Tenía frío al tacto y la policía lo declaro sin vida.

También se encontró vómito alrededor del apartamento, mantas y persianas que habían sido arrojadas, una botella casi terminada de Bacardi, un espejo roto y pañuelos de papel regados por el piso, dice la denuncia.

También vino el médico forense del condado de Hennepin para analizar el caso. Según la autopsia, se determinó que la pérdida del niño fue un H0MICIDI0 por múltiples G0LPES contundentes.

El bebé presentaba hemorragia cerebral, ambos pulmones dañados y hemorrágicos, una clavícula fracturada, 33 fracturas de costillas, varias laceraciones en el hígado y múltiples fracturas de cráneo.

Como afirmó que había tomado una gran cantidad de pastillas, la madre fue llevada al Centro Médico del Condado de Hennepin. Su mano derecha tenía hinchazón y hematomas “de color rojo muy oscuro”

Ella le dijo a la policía que no recordaba nada, pero que ella “era la única allí y debió de ser ella”, según la denuncia.

Durante una investigación, la policía revisó los mensajes de texto y los videos que Perdew había enviado.

En un video, el niño estaba calladito, sentado en un asiento de seguridad mientras Perdew le decía toda clase de dichos; “eres tan molesto… te puse a dormir … qué rayos estás haciendo despierto, cuál es tu problema.

[Improperio] deja de estar de molestoso. Lleva tus sucias cosas y ya vete a dormir”, según el informe judicial. Otro mostraba al bebé con la nariz ENS4NGRENT4DA.

Los mensajes incluían palabras y expresiones muy fuertes como: “Estoy al borde de MAT4RL0”, “estoy enojada porque le he dado un G0LPE en la boca”, “le voy a C0RT4R su garganta” y “lo voy a ESTR4NGUL4R”, dice la denuncia.

El miércoles, justo antes de que las autoridades llegaran al lugar, ella envió un mensaje de texto en el que decía “No voy a ir a la cárcel y tampoco puedo devolverle la vida otra vez”, decían los registros.

La madre esta arrestada. Formalmente se le acusa de dos cargos de H0MICIDI0 intencional en segundo grado.

Después de una primera comparecencia ante el tribunal el viernes, se le ordenó someterse a una evaluación de dependencia química. Su fianza se fijó en $ 1 millón y tiene una audiencia en diciembre.

 

Share this Article